Fisioterapia de alta competición a tu alcance


  Contacto : 91 313 38 40 | 91 782 65 82

3 ejercicios para estirar la espalda de forma eficaz

Los que me seguís en el blog y en las redes sociales, ya sabéis lo que me gusta incidir en la importancia de los estiramientos después de practicar ejercicio, sea cual sea la modalidad. No voy a cesar en mi afán de inculcaros esto así que hoy os quiero proponer 3 ejercicios para estirar la espalda de forma eficaz.

¿Por qué es importante estirar la espalda?

Los estiramientos de espalda son muy importantes ya que nos ayudan a conseguir una postura corporal equilibrada y nos ayuda a prevenir y evitar lesiones futuras. Muchas de los dolores de espalda son consecuencia de problemas musculares ocasionados en numerosas ocasiones por la ausencia de estiramientos.

Así que ya lo sabes, si quieres hacerle un quiebro a los dolores lumbares, del piramidal o de la espalda alta y media, ponte manos a la obra y a estirar.

¿Cuánto duran los estiramientos?

Dejar de estirar es, además,  en muchos casos cuestión de pereza y de inconsciencia. Muchas veces se cree que si el entrenamiento está hecho lo demás no es tan importante, y nada más lejos de la realidad. Igual que el descanso es importante en los deportista, también lo es el entreno controlado y, por supuesto, una buena alimentación y una buena sesión de estiramientos al finalizar.

Estirar no te quita tiempo, apenas 5 minutos que te reportarán unos beneficios tremendos.

Para estirar dedícale entre 10-15 segundos mínimo a cada movimiento de los que te voy a detallar a continuación.

Ejercicios para estirar la espalda de forma eficaz

Sin más preámbulos paso a explicarte 3 ejercicios para estirar tu espalda:

1.- Colócate boca abajo con los pies apoyados en el suelo y las rodillas dobladas. Desplaza la rodilla izquierda al pecho con la ayuda de tus manos. Mantén esta posición durante unos 15 segundos y cambia de pierna. Repite el ejercicio 2 veces con cada pierna.

Este ejercicio también lo puedes realizar  llevando las dos piernas al pecho a la vez. Igualmente, este estiramiento hay que repetirlo al menos un par de veces en torno a 10-15 segundo, cada vez.

2.- Túmbate ahora boca arriba y mantén los pies apoyados en el suelo con las rodillas juntas y flexionadas. Ahora gira la cadera hacia el lado derecho  para tocar con ambas rodillas el suelo. Los hombros y brazos deben permanecer rectos apoyados en el suelo durante todo el ejercicio.

Realiza al menos dos veces este ejercicio y dedícale entre 10-15 segundos.

3. Colócate ahora de rodillas apoyando las manos en el suelo – a cuatro patas-. Ahora empuja tus lumbares y el abdomen hacia el suelo al a vez que mantienes erguida cabeza y hombros. Espera cinco o seis segundos y después realiza el movimiento a la inversa, es decir, elevando los lumbares y el abdomen como si fueras a tocar el techo de la habitación o el cielo.

Es conveniente repetir este ejercicio entre 6 y 8 veces con repeticiones de 10-15 segundos.

Como una imagen vale más que mil palabras os voy a incluir una tabla de estiramientos que seguro os vendrá fenomenal.

One Comment
  1. Responder
    Sumikos

    Deberíamos coger esa costumbre y practicarla cada día para no llevarnos sustos después.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *